Proceso de producción

La calidad de un producto está determinada por la fabricación. Por esta razón los procedimientos de producción se realizan de acuerdo a procedimientos claramente definidos y cualificados resp. validados, que se corresponden con los fundamentos de las "buenas prácticas de fabricación". Se toman medidas para la prevención de contaminaciones cruzadas e intercambios y para el cumplimiento de los requisitos microbiológicos. El estado de cualquier mercancía almacenada se identifica de forma unívoca, de manera que está garantizada la misma seguridad como con una separación en espacios. Las materias primas básicas y los productos se mantienen en cuarentena hasta que el control de calidad haya liberado la(s) partida(s). Las condiciones del entorno en las diferentes áreas de almacenaje se supervisan regularmente y en caso necesario se corrigen.

Técnicas de mezcla:
En función de la fabricación de diferentes formas galénicas resultan diferentes técnicas de mezcla, las cuales sin embargo en sus requisitos básicos muestran coincidencias. El objetivo aquí es la fabricación de una preparación a granel homogénea, la que se logra con ayuda de un recipiente de mezcla en el área de líquidos o bien una mezcla de polvos en el área de sólidos. Estos procedimientos estándar están descritos suficientemente detallados por las SAA's resp. VA's correspondientes, los procedimientos cualificados resp. validados por nuestra parte.

Otras medidas de marco necesarias para las formas galénicas individuales, como p.ej.:

  • Aspiración de polvos
  • Áreas de Clase A para productos a ser tratados asépticamente
  • Agitadores y mezcladores
  • Medidas de limpieza/esterilización en mercancía a granel o en el equipamiento
  • Filtración para reducción de gérmenes o bien esterilización

se aseguran a través de técnica de recintos, técnica de instalaciones y/o el suministro de medios. La comprobación regular de estos parámetros de servicio está asegurada por el régimen de supervisión existente, el mantenimiento preventivo y la calibración de objetos de calibración obligatoria.

Envasado:
El envasado y el cierre de productos orales/no-estériles y estériles se realiza de acuerdo a las especificaciones de las directivas correspondientes. La protección del producto también aquí tiene la máxima prioridad. Las condiciones de marco necesarias se aseguran a través de la técnica de recintos, técnica de instalaciones y/o el suministro de medios, la comprobación regular de estos parámetros de servicio está asegurado por el régimen de supervisión existente, el mantenimiento preventivo y la calibración de objetos de calibración obligatoria.

Esterilización:
Una cantidad de productos parentales; en primera línea soluciones de infusión; son accesibles a una esterilización terminal en el envase final. El tratamiento en autoclave sigue los requisitos de los capítulos correspondientes de los libros de productos medicinales y cumple los requisitos físicos. Los ciclos de autoclave empleados están cualificados. La comprobación del tratamiento final correcto se aporta específicamente según la partida y es parte de la documentación de fabricación.

Confeccionado:
Todos los procedimientos de embalaje se ejecutan de acuerdo a instrucciones de embalaje específicas de producto y de tamaño autorizados y se documentan en un protocolo de fabricación/confección.

Controles en el proceso:

Los controles e proceso sirven para la supervisión y control de un proceso en marcha. Los parámetros esenciales como

  • la carga de materiales de partida en un recipiente de mezcla o mezclador,
  • la apariencia o el valor pH de soluciones,
  • cantidades de carga de acuerdo a las disposiciones de embalajes terminados o
  • la integridad e impecabilidad exterior de envases

se realiza específicamente de acuerdo a la partida. Estas se ejecutan por el personal de producción y los resultados se conservan en el protocolo de fabricación.

Higiene de producción:
Para todos los productos medicinales terminados existen límites de cantidad de gérmenes. Las materias primas se analizan de acuerdo a su origen (químico, vegetal etc.) y su área de aplicación (forma de administración sólida, parental etc.) por el control de calidad a su estado microbiológico. Se asigna un valor especial a los preparados microbiológicos. Agua purificada y agua para fines de inyección se comprueban a diario. Los recintos de producción se limpian y desinfectan reglamentariamente de acuerdo a las SAA's correspondientes. Para alcanzar una reducción de la cantidad de gérmenes del aire se emplea una ventilación controlada a través de filtros. El contenido de gérmenes en el aire se comprueba y documenta regularmente. El personal se capacita con relación al comportamiento higiénico y la indumentaria de protección. El equipamiento está proyectado de tal manera que se posibilita una limpieza sencilla. La limpieza se efectúa de acuerdo a procedimientos validados. No puede retenerse ningún resto de agua de enjuague. Según el área de aplicación, adicionalmente se desinfecta o esteriliza. Los procesos de fabricación se producen en lo posible en sistemas cerrados. Materias primas, productos intermedios y mercancía a granel se transportan en recipientes cerrados.

Medidas para impedimento de contaminaciones cruzadas:
Cuando se producen diferentes preparados en un recinto, se debe asegurar a través de medidas adecuadas que se minimice el riesgo de contaminaciones cruzadas, p.ej. mediante el empleo de pantallas protectoras o por fabricación por campañas. En procesos de polvo intenso se han dispuesto extractores. El flujo de material está organizado de tal manera, que no necesitan ser realizados recorridos innecesarios. Se pretenden conseguir sistemas cerrados y la fabricación en una línea.

Responsabilidades:
Para la puesta en práctica de los puntos aquí afectados es responsable el director de fabricación. La limitación detallada de las responsabilidades especialmente aquellas del director de control está definida en la descripción detallada del puesto.